sábado, 23 de febrero de 2019

El hierro y el estado de salud

Siempre estamos pensando que cualquier intervención que hagamos en nuestros hábitos van a tener una inmediata repercusión en nuestro organismo; y es una verdad a medias, ya que por un  lado nuestro cuerpo siempre notará aquellos cambios que realicemos, pero también debemos reconocer que necesita de un tiempo de adaptación para ver los resultados.
Si modificamos nuestra dieta y comienzas a calcular cuanto hierro tienen los alimentos y como tu organismo asimila el mineral estarás ya haciendo un cambio importantísimo.
Entender que se tiene un problema de salud el un paso imprescindible para comenzar a cambiar las cosas y debes entender que eres la pieza fundamental en el puzzle de tu salud; porque eres clave y porque si no colaboras nada podemos hacer o como mucho, será limitada la posibilidad de avances significativos.
En hemocromatosis como en culaquier enfermedad el abordaje debe ser multidisciplinar y todo pasa porque comprendas que es lo que ocurre en tu organismo y de que manera repercute en tu salud las medidas y los hábitos que tú elijas.




Imagina a un fumador que se aqueja o sufre de la típica tos molesta por las mañanas y sufre de esos eternos catarros invernales y no para de tener mucosidades cada temporada invernal. La medicina puede poner a su disposición medicamentos para aliviar su tos, reducir las mucosidades y que respire un poco mejor; pero todo será insuficiente si no toma la mejor decisión posible: DEJAR DE FUMAR.

En nuestro caso pasa algo parecido, no debemos delegar todo a unas sangrías porque lo aconsejable es que adoptemos unos hábitos saludables y que hagamos las intervenciones y las modificaciones necesarias para conseguir un mejor estado de salud que conllevará, un mejor estado de bienestar.
Piénsalo al menos, me harás feliz si lo haces.
Un saludo.

lunes, 28 de mayo de 2018

Importancia de una buena alimentación. Hierro y Ferritina

Que somos lo que comemos no es una frase que no nos suene o que desconozcamos. Los alimentos que ingerimos formarán mañana nuestras células, tejidos y órganos.
Si vamos a adquirir una vivienda seguramente nos planteamos cuales son las calidades de los materiales utilizados. Pero, ¿ lo hacemos de igual modo respecto a nuestra alimentación ? de antemano os digo que la mayoría no da la importancia real que tiene.

En esta sociedad occidental donde nos tocó vivir son habituales los términos: sobrepeso, obesidad, sedentarismo, dislipemia, colesterol y triglicéridos. A medida que envejecemos estas palabras van adquiriendo mayor relevancia.
El sedentarismo y el exceso de la ingesta de alimentos son alarmantes y son los ejes fundamentales a partir de los que nuestro organismo ven peligrar nuestras estructuras.
E cuerpo humano está diseñado por adaptación evolutiva para tener una amplia capacidad de almacenamiento de materia grasa para las épocas de carestía. Pero hoy en día, los recursos son ilimitados y los excesos son convertidos en materia grasa que serán almacenados por los adipocitos.

Estamos hablando de matemática pura. Tu cuerpo tiene unas necesidades diarias de macronutrientes: Proteínas, hidratos de carbono y grasas, que podemos calcular y saber según tu edad, peso, altura y nivel de actividad. Si superas dicho valor subirás de peso, si es inferior bajarás.
Tu médico o nutricionista pueden ayudarte a conocer tus necesidades, hay un sinfín de páginas webs y canales de Youtube donde puedes comenzar a familiarizarte con estos términos.




Puedes confeccionar cada día una tabla con los alimentos que vas a ingerir, puedes aprender a cocinar, como yo hago, es un placer inmenso hacer tus propias preparaciones y aún más disfrutar esas comidas con familiares y amigos. Una buena mesa invita a la tertulia, el diálogo y a la sonrisa.

Somos los que comemos, te ayudaré en todas las dudas y cuestiones donde necesites algo de luz y apoyo.
Nunca es tarde para coger las riendas de tu salud, puedes decir y hacer muchísimo para conservar e incrementar unos buenos hábitos. En hemocromatosis y en cualquier situación donde existan valores altos o bajos de hierro, como de las reservas de mineral en forma de Ferritina, es de suma importancia adecuar la alimentación.
Un saludo y buen apetito.